Breaking

Mostrando las entradas con la etiqueta Directores. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta Directores. Mostrar todas las entradas

jueves, mayo 31, 2018

jueves, mayo 31, 2018

Satoshi Kon; Maestro del Surrealismo.

Ya he hablado con anterioridad de genios, y continuaré compartiendo biografias cortas de genios mientras siga esta revista que reúne a fans de todos los géneros. Pero es fácil definir a un genio cuando uno lo ve. 

Tal como sucedió con Steven Spielberg en Jurasic Park, George Lucas con la Guerra de las Galaxias, The Matrix por los Hermanos Washowski o Hayao Miyazaki con Monomoke Princess; un genio de todo sobre arte en cuanto saber combinar la tecnología y los medios de su tiempo para producir algo que va más allá de la unión de sus partes. Una obra imperecedera, vibrante y poderosa que envía un mensaje a un ambiente de por sí hostil y malvado, movido por la envidia y el dinero.

Cuando todavía no había iniciado el camino que recorro ahora, yo tuve el honor de ver una obra de arte, y a pesar de ser en un televisor diminuto (la vi en casa de un amigo), de no estar traducida y de todos los problemas que tuvo, mis ojos se abrieron al contemplar una obra de arte sin paralelo.

Me refiero a Magnetic Rose, de Satoshi Kon.




Satoshi Kon nace en Hokkaido, Japón el 12 de octubre de 1963. Debido al trabajo de su padre el parte de su natal Kushiro a Sapporo para cursar toda su educación desde cuarto grado en este lugar. Fue en el transcurso de su educación secundaria que el expreso su deseo de convertirse en animador. En 1982 el se gradúa de la Universidad de Arte de Musashino como diseñador gráfico. Durante su tiempo en la universidad el recibe la influencia de Yasutaka Tsuisui, quien es reconocido como su inspiración principal en su trabajo.

Sus primeros pasos para descubrir que es el arte fueron en el manga. Él debuto con el manga Toriko, por el que logró quedar entre los finalistas del 10ma Premiación Anual Tetsuya Chiba. Esto le permite conseguir un puesto para trabajar como asistente de Katsuhiro Otomo; con el que se dedica a numerosas labores de supervisión tanto en manga como en anime.

Luego de su trabajo de supervisor en Patlabor 2 de Mamoru Oshii (otro genio del que me referiré posteriormente), él recibió su primera oportunidad como el escritor, encargado de escenarios, creador de personajes y director artístico (por razones de la obra no fue director acreditado) de Magnetic Rose, el primer corto de la película Memories, en 1995; obra maestra de su mentor.

Con este pequeño corto de 30 minutos, Satoshi Kon define lo que será una característica permanente de su obra, la combinación de la ficción con la realidad con un fondo fuertemente ambientado en la ciencia ficción.


En 1997 se le ofrece la oportunidad de dirigir Perfect Blue, una novela de terror psicológico que había pasado por todos los procesos de predicción y había fallado en su adaptación a película normal.

Insatisfecho por el guión, el pidió a la Madhouse su realización, y la producción le concedió su deseo, mientras mantuviera los elementos claves de la novela; horror, ídolos y acosadores. El resultado de esto fue una obra magnífica al mejor estilo de Hitchcock, donde la heroína divaga entre la fantasía y realidad conforme es acosada por un misterioso asesino.

Esta en la actualidad es reconocida como una obra de suspenso que difícilmente ha sido superada o igualada en el anime moderno.



Cuando el proyecto de la adaptación de la novela Paprika una fantasía del surrealismo que lamentablemente colapsó por la quiebra de la distribuidora, Satoshi se dedicó a numerosos trabajos en espera de esta obra.

En el 2002 se estrena Millenium Actress, que trata de una actriz que se retira en el pico se su carrera, y se convierte en un masivo éxito tanto con la crítica y en taquilla que lo consolida como un director reconocido en el medio.

En el 2003 sale The Tokyo Godfathers, las desventuras de tres excéntricas personas sin hogar que deben velar por una recién nacida entre Navidad y Año Nuevo. Obra sobre el abandono, la soledad y la crueldad de una sociedad ignorante, le gana numerosos reconocimientos con la crítica y en taquilla. 

Paprika, una belleza del surrealismo llevado al anime


En el 2004 colabora con su primer anime, Paranoia Agent, una serie de 13 episodios en donde se combina la realidad con la ficción y usa numerosas ideas que no había podido colocar en anteriores obras.

En el 2006 por fin se le da luz verde a la adaptación de Paprika, obra del autor Yasutaka Tsuisui e inspiración del ahora reconocido director. Aunque la historia fue reconstruida por completo (el comento que en la obra "todo menos la base fue readaptado") el resultado final es la cumbre de toda su obra, con una combinación de ciencia ficción, fantasía y realidad que mezcla imágenes para la confusión y el gusto del espectador.

En el 2007 Satoshi trabaja junto con Makoto Shinkai y Mamoru Oshii en el proyecto de cortos de la NHK AniKuri15

Luego, mientras trabajaba en su siguiente película Dreaming Machine, en el 2010 se le detecta cáncer terminal en el páncreas. 

Aunque lo mantuvo en secreto del público (tal vez por eso), el muere 24 de agosto del 2010 ante el horror y la sorpresa de sus fans. 

Pero su obra queda con nosotros, como testimonió imperecedero de que la raíz del genio no es la suerte sino algo de locura combinado con mucho trabajo. Que su obra nos siga inspirando a darle sentido a una vida torcida, donde a veces la realidad y la ficción se encuentran de formas inverosímiles.



Filmografía Satoshi Kon

Escritor


  • World Apartment Horror (1991)
  • JoJo's Bizarre Adventure (1994) (episodio 5)
  • Memories (Magnetic Rose) (1995)
  • Millennium Actress (2001)
  • Tokyo Godfathers (2003)
  • Paranoia Agent (2004)
  • Paprika (2006)
  • Dreaming Machine (TBA)

Director


  • JoJo's Bizarre Adventure (1994) (episodio 5)
  • Perfect Blue (1998)
  • Millennium Actress (2001)
  • Tokyo Godfathers (2003)
  • Paranoia Agent (2004)
  • Paprika (2006)
  • Good Morning (part of Ani*Kuri15) (2008)
  • Dreaming Machine (TBA) (para ser liberado postumamente)

Animador


  • Roujin Z (1991)
  • JoJo's Bizarre Adventure (1994) (episodio 2)
  • Perfect Blue (1998)
  • Master Keaton (1988) (episodio 15)
  • Detatoko Princess (1998)
  • Millennium Actress (2001)
  • Tokyo Godfathers (2003)

domingo, junio 18, 2017

domingo, junio 18, 2017

[Top] Koichi Mashimo, Bee Train y yuris con armas, la combinación trifecta

Eterno resplandor de un director peculiar


Existen autores que están íntimamente relacionados con su trabajo, tanto que separarlos de ellos mutila su percepción hacia la sociedad y el mundo. A pesar de que tiene más de cincuenta años trabajando, de ser uno de los fundadores de Sunrise y uno de los exponentes de mechas más reconocidos de su tiempo, Yoshiyuki Tomino está para siempre relacionado a Gundam. Lo mismo sucede con muchos otros autores, como Shoji Kawamori y la saga de Macross, Hideaki Anno y Evangelion. Ninguno de estos autores, ni siquiera Hayao Miyazaki cuando fundó Studio Ghibli se imaginó el impacto que tendría a futuro en la historia del anime y la influencia que ambos nombres tendrían en autores en el futuro. Pero de todos ellos, ninguno ha tenido su nombre tan relacionado a su compañía, en las buenas o en las malas, como Koichi Mashimo.


¿Pero quién es Koichi Mashimo? Para quien no ha puesto atención durante toda la primera década de este milenio, el nombre no significa nada. Su trabajo más destacado ha sido la polémica adaptación de Tsubasa Chronicles, trabajo detestado por los fans del manga debido a las enormes libertades artísticas que el equipo de trabajo tuvo con la adaptación. Pero conforme su trabajo desaparece en los hilos de la historia, su contribución a través de su compañía Bee Train va más allá de esta polémica y se extiende a la formación de un género nuevo de acción que nos sigue acompañando. Así que acompáñenme para saber todo sobre este autor.

1) El abogado y fotógrafo que se convirtió en director de animación.


Nacido el 21 de junio de 1952, Koichi Mashimo siempre sintió interés por la fotografía, la cual fue su pasión formadora a lo largo de su vida. Pero en la mejor tradición japonesa, el futuro director estudió jurisprudencia en la Universidad de Sophia en Tokyo. Siendo un instituto formador de futuros políticos y abogados, para su cuarto año de carrera dedico su esfuerzo a la creación de comerciales. Decepcionado por los resultados, para noviembre de 1975 este solicita un puesto de asistente de director en Tatsunoko Productions y se le asigna su primer trabajo con Time Bokan.

2) El accidente de esquí que creo el "hospital de animadores".

Dirty Pair, el inicio de la pasión de Mashimo con las mujeres fuertes.

A mediados de los ochenta, conforme establecía una carrera en animación, Koichi Mashimo sufrió un serio accidente de ski que lo dejó inhabilitado por seis meses. Mientras estaba convaleciendo en cuidados intensivos, el funcionamiento del hospital le inspiró la idea de crear un "hospital de animadores". La idea era reunir a un grupo de talentos de animación para producir ideas y venderlas a productoras establecidas. Su intención no se orientaba a las ganancias monetarias sino a la formación de ideas y talentos. Por supuesto que no sabía que requeriría una década para llevarla a cabo.

3) Production I.G. y la fundación de Bee Train.


A principios de los noventa, Koichi funda la compañía Mashimo Jimucho, que se encargaba de los acabados para diversas series de animación. Su trabajo lo pone en contacto con Mitsuhisa Ichikawa, presidente de Production I.G., al cual le presenta su idea del estudio hospital. Con el respaldo de la gran productora de animación Koichi funda el estudio Bee Train, con el cual establece una relación comercial que dura una década.

4) La serie Hack, la primera serie sobre realidad virtual asistida.


Cómo todo estudio nuevo, los primeros trabajos de Bee Train se relacionaron a la adaptación de animaciones sobre juegos de video. Las series más destacadas del estudio fueron Wild Arms, Medabots (una de las muchas series que salieron a competir contra Pokemon) y por supuesto la serie del juego .hack. .hack//Sign es la serie más popular de la saga creada por dicha compañía, la cual cuenta las interacciones del juego en realidad virtual con el mundo que lo rodea. Pero este trabajo no definiría ni a la compañía ni a la carrera del director.  

5) La trilogía de las chicas con armas.


En el 2001, Koichi Mashimo en conjunto con Shigeru Kitayama crea su primer trabajo independiente con Bee Train con la serie Noir. Esta es novedosa porque introduce una serie de patrones que se repetirían en el anime a lo largo de la década. Noir es la primera serie de chicas con armas oficial de la historia, la primera serie anime que supera el Test de Bechdel (a pesar de que existen hombres antagonistas las protagonistas y antagonistas pueden hablar de cosas diferentes a los hombres) y la primera con un elenco principal completamente femenino (antagonistas y protagonistas). Esta serie es sólo una de una trilogía de Chicas con Armas, a la cual se uniría Madlax en el 2004 (que introdujo el moe de la doncella enamorada de su empleadora) y El Cazador de la Bruja en el 2007.

6) Estilo y fórmula de trabajo.


El estilo de trabajo de Koichi Mashimo es "peculiar" en el mejor de los casos. Para poder concebir el ambiente surrealista de cada una de sus obras, este reúne a todo el equipo creativo en un bar para llevar a cabo la lluvia de ideas. El estado de ebriedad fue lo que permitió concebir la idea de la dualidad personal de Madlax así como la deformación de ambiente de muchas de sus obras. La música también es parte integral de su trabajo, la cual considera que es un personaje más en lugar de una compañía del entorno. Por esta razón es que él trabaja consistentemente con el mismo equipo para la mayoría de sus series. 

7) Artistas y compositores asociados.


Koichi Mashimo es un director de costumbres establecidas. Él frecuentemente contrata los servicios del compositor Yuki Kajiura para la mayoría de los trabajos que ha dirigido, así como los seiyus Maaya Sakamoto, Sanae Kobayashi, y equipo técnico como los diseñadores de personajes Minako Shiba, Satoshi Oshawa, el director Koji Sawai y escritores como Hiroyuki Kawasaki. Esta constante contribución de equipo técnico, animadores, talento en voces y música le permitió a la empresa mantener un estándar de calidad muy alto para la mayoría de sus producciones. 

8) ¿Retiro?


Lamentablemente para Bee Train, la polémica desatada por la adaptación del proyecto Tsubasa Chronicle supuso un duro golpe del cual no se pudieron reponer. Durante los siguientes cinco años la compañía dio tumbos, tratando de encontrar un proyecto al cual aferrarse, pero a pesar de que Hyouge Mono significo un relevo exitoso para los devenires de la compañía, su cancelación provocó el retiro de Koichi Mashimo, tras lo cual la compañía ha entrado en un hiatus del cual no se ha recuperado. Aunque desconocido para la mayoría de los aficionados, para quienes disfrutamos de su obra Koichi Mashimo es uno de los grandes desconocidos del anime.  Así que en sus 65 años los invito a dar un repaso por su obra así como la obra de la compañía que fundó.


Trabajos destacados


Año Anime Trabajo
1970s
1975 Time Bokan asistente de director, director de episodio
1978 Kagaku Ninja-Tai Gatchaman II director
1979 Kagaku Ninja-Tai Gatchaman F director
1980s
1981 Golden Warrior Gold Lightan director en jefe, director de episodio, guión gráficos
1981 Kaitei Daisensou: Ai no 20.000 Miles director de episodio
1983 Mirai Keisatsu Urashiman director en jefe
1985 Night on the Galactic Railroad script
1986 Ai City director
1987 Dirty Pair: Project Eden director, superintendente general
1988 F director, script
Dominion director, script, consultor especial
1989 Dragon Warrior script
1990s
1990 Robin Hood no Daiboken director
1992 The Weathering Continent director, script
1993 The Irresponsible Captain Tylor director, script, supervisor, guión gráfico
1996 Sorcerer Hunters director
1997 Eat-Man director, guión gráficos, scripts
1998 Xenogears productor
1999 Arc the Lad agradecimiento especial
PoPoLoCrois director, script
Wild Arms: Twilight Venom director, planeación
2000s
2001 Noir director, guión gráfico, director de sonido, director de música
2002 .hack//Sign director, script, director de sonido, soundtrack supervisor, off-line editor
.hack OVAs: .hack//Intermezzo, .hack//Unison, .hack//Gift director, guión gráfico
.hack//Liminality director, supervisor de sonido, animation director
.hack//Infection miembro del staff: Bee Train
.hack//Mutation miembro del staff: Bee Train
.hack//Outbreak miembro del staff: Bee Train
Wild Arms 3 Event scene direction
2003 Avenger director
.hack//Legend of the Twilight director, superintendente general
.hack//Quarantine miembro del staff: Bee Train
Immortal Grand Prix director, script
2004 Madlax director, script, guión gráficos
Ginyuu Mokushiroku Meine Liebe director, script
2005 Tsubasa Chronicle (first season) director, guión gráficos
2006 Ginyuu Mokushiroku Meine Liebe wieder planeador
.hack//Roots director, supervision, soundtrack supervision, consulting producer
.hack//G.U. vol. 1//Rebirth miembro del staff: Bee Train (G.U. grand design)
.hack//G.U. vol. 2//Reminisce miembro del staff: Bee Train (G.U. grand design)
Spider Riders director, guión gráficos
Tsubasa Chronicle (second season) director (co-director: Hiroshi Morioka)
2007 .hack//G.U. vol. 3//Redemption miembro del staff: Bee Train
El Cazador de la Bruja director
Spider Riders: Yomigaeru Taiyou director
Murder Princess planeador
2008 .hack//G.U. Returner director
Blade of the Immortal director, guión gráfico artist
Batman Gotham Knight: Field Test segment producer
2009 Phantom ~Requiem for the Phantom~ director, guión gráficos
2010 Halo Legends productor ejecutivo
2011 Hyouge Mono director, guión gráfico, director de episodio

lunes, mayo 04, 2015

lunes, mayo 04, 2015

Hideaki Anno: el Psyco-pastor del Evangelion.

Veinte largos años en que un director japonés, fracasado, deprimido y pobre, a la cabeza de una compañía que estaba a un paso de la bancarrota lanzó la que sería la apuesta más importante de la historia del anime.
Hideaki Anno

 Una obra de medio siglo y un poquito más... 


Ya están a punto de cumplirse sus 20 años. Veinte largos años en que un director japonés, fracasado, deprimido y pobre, a la cabeza de una compañía que estaba a un paso de la bancarrota lanzó la que sería la apuesta más importante de la historia del anime. A través de sus 26 episodios la serie en que "todo lo que podía salir mal sucedió" concluyó sin pena ni gloria su primera emisión. Nadie hubiese creído que menos de un año después estaría en boca de todos los japoneses, al año siguiente saltaría el Pacífico y cambiaría la percepción que tenemos del anime durante la siguiente década. También que consagraría y maldeciría a su autor, que en una vida alcanzó la cima del éxito para sucumbir ante la ignominia de la indiferencia (pero no el olvido por su capacidad para la polémica). Por supuesto, ahora en que se acerca su aniversario, me tomo una pausa para enumerar el camino que ha llevado al estrellato a este profeta del postmodernismo en nuestros tiempos, el aclamado director Hideaki Anno.

1) Hideaki Anno siempre ha sido un revoltoso


Para este nacido en Ube, en la prefectura de Yamaguchi el 22 de mayo de 1960 su objetivo fue claro. El quería ser un artista, pero no cualquier artista. Su objetivo siempre fue llamar la atención. Toda su vida de estudiante y su carrera en la Universidad de Artes de Osaka lo orientaron a este objetivo. Pero nunca logró terminar sus estudios, él fue echado de la universidad por la controversia provocada por Daicon III. La razón de esta estricta medida fue la controversia que produjo este corto animado, porque violaba los derechos de autor de numerosas series mientras criticaba el estilo de vida otaku de principios de los ochenta. Esto pudo haber sido el final de su carrera, pero el destino tenía reservado algo especial para este inquieto artista.

2) El primer objetivo de Hideaki Anno era trabajar con Hayao Miyazaki (para siempre)



Como las ideas no pagan las cuentas, sus primeros trabajos fueron con el estudio Tatsunoko, especialmente con la animación de la serie Macross. Su oportunidad llego a mediados de la década de los ochenta, cuando la revista Animage publicó que se necesitaban animadores para un nuevo proyecto financiado por la revista. Fue el propio Hayao Miyazaki quien lo entrevisto, quien vio sus dibujos, quien lo introdujo a su equipo de creativos y le asignó la animación de una de las escenas más difíciles de su película, Nausicaä in the Valley of Wind. Unos años después nacería Studio Ghibli, pero él no fue incluido entre el grupo de animadores invitados a formar este grupo legendario y futuro ganador del Oscar. Sin embargo, Hayao Miyazaki siempre ha tenido muy alta estima de Hideaki Anno.


3) Hideaki Anno es co-fundador de GAINAX.


La travesura de Daicon III rindió sus frutos cuando los involucrados en este proyecto fundaron la compañía Daicon IV para producir la siguiente versión de la saga Daicon, la película corta con el mismo nombre. Con un modesto éxito (20 millones de yenes de ganancia), el grupo decidió dar el paso para formarlizar su relación, cambiando su nombre a Gainax (un término para definir gigante en el dialecto de la prefectura de Tottori más una X). A partir de ese momento las cosas se dieron rápido y sucesivamente, con una película aclamada por la crítica (The Wings of Honneamise) y un éxito comercial importante (Gunbuster). Esto les permitió mantenerse a flote y llamó la atención de varios productores que comenzaron a trabajar con esta ambiciosa compañía.

4) Nadia: The Secret of Blue Water casi destruye a Hideaki Anno y quiebra a GAINAX


Al final de la década de los 80, la Gainax se vio involucrada en una disputa con la televisora NHK y Studio TAC. Obligados a presentar una idea para convertirla en una serie, ellos tomaron la presentación del animador Hiroaki Inoue para una idea que Hayao Miyazaki había presentado a estudio Toho un lustro atrás. Sin querer, el estudio se vio involucrado animando una serie sobre la que no tenían derechos, con un déficit de 80 millones de yenes y con sólo la promesa de un juego para recuperar las pérdidas. Esto le produjo una depresión terrible a Hideaki Anno, que pasó el siguiente lustro evitando proyectos hasta que finalmente las deudas de su compañía (y las suyas propias) lo obligaron a aceptar una propuesta de negocios con King Records (que ofreció una franja horaria a cambio de una serie). Lo que nos lleva a...


5) Evangelion fue una pesadilla de producción y de mala administración


Es evidente si uno la ve con ojos críticos que la serie Neon Genesis Evangelion fue bajando calidad, se abarató y tornó más confusa conforme avanzaba en su producción hasta su "final". Sin importar las razones que haya dado Hideaki Anno posteriores al éxito, la verdadera razón de que la serie tuviese "ese final" fue un conflicto de presupuesto y derechos con Studio Tatsunoko. Para ese momento Gainax estaba a un pie de la bancarrota y los episodios salían con tiempos muy justos para su emisión. Esto provocó que se desechara el guión original para el capítulo 16, que se introdujera más ambientación psicológica (menos cuadro, menos dinero). Por supuesto, al llegar a los últimos capítulos la ignominia más grande es que los detalles en los carteles de trascendencia filosófica fueron terminados de camino a entregar los finales a la televisora. La serie enfrentó y sufrió toda clase de atrasos, reprogramación, mal dibujo y déficit de presupuesto hasta que terminó. Hideaki Anno y Toshio Okada fueron uno de los responsables de esta debacle y de encubrir estos hechos posteriormente, para que así su público participara de las películas que terminarían la saga.


6) Kare Kano puso a Hideaki Anno en lista negra por la siguiente década.


Una vez que el éxito alcanzó a Hideaki Anno, todos en Japón (me refiero tanto a Ganiax como la industria) pensaron que era Midas. No se debe subestimar el nivel de éxito de la serie ni la cantidad indecente de dinero que hizo ganar a la Gainax a cambio de una inversión pequeña y una producción controvertida. Así que cuando la TV Tokyo se acercó para producir el éxito manga del momento, todos esperaban lo mejor. Kareshi Kanojo no Jijou (o mejor conocida como Kare Kano) fue la primera serie de "prestigio" para Ganiax, pero tras tres cuartos de la serie el afamado director fue caminado fuera de la producción. Las razones, los manga-ka notaron graves discrepancias entre el material original y la serie, lo que puso en evidencia los problemas de producción de su obra amada. Este fracaso marcó al director de muchas formas, la más inmediata es que no dirigió nada que no fuese Evangelion (en sus muchas formas) en el mundo del anime hasta la segunda década del siglo XXI. 

7) Hideaki Anno ha dirigido películas de verdad.


Bueno, ¿qué puede hacer un director de animación cuando ya no puede dirigir más animes? Brad Bird ya ha dado una respuesta al pasar de dirigir The Incredibles y Ratatouille a la cuarta entrega de Misión Imposible. En el caso de Hideaki Anno, este se puso de acuerdo con sus contactos y comenzó por donde los directores novatos comienzan, cine independiente. De su talento creativo nos viene Love & Pop (que habla de las Enjo Kosai o las citas por conveniencia) y Ritual (un director que conoce a una actriz con una historia). El punto más alto de su obra como director es la adaptación live-action de la historia de Go Nagai, Cutey Honey, que fue exitosa con la crítica y en la taquilla al darle un toque vamp a esta historia de los setenta.

8) Rebuild of Evangelion se atrasó un lustro por disputas de derechos.


Antes de comenzar, haremos una recapitulación. Si Evangelion salió en 1995 y The End of Evangelion salió en 1997, si iban a celebrar los diez años de la serie debieron haberlo hecho en el 2005 o en el 2007. La verdad es que Hideaki Anno había comenzado a trabajar en ella desde el 2002 y todo estaba listo para iniciar su producción para el 2004, pero hubo que esperar a que expiraran los derechos internacionales de la serie. Por lo tanto, Rebuild of Evangelion nos llegó para el 2007, ante un público fanático que esperaba impaciente desde que se tuvieron noticias de la serie. Lástima.


9) Hideaki Anno ahora tiene su propio estudio (que no ha hecho nada propio hasta ahora)


Y entonces vino lo que nadie entiende. Finalmente, la producción de Rebuild hizo lo que nadie más había podido e Hideaki Anno renuncia oficialmente a la Gainax. ¿Todo para qué? Bueno, la verdad es que no se entiende muy bien ese movimiento, pero finalmente esto le dio la oportunidad de hacer las cosas por su cuenta, para esto funda Studio Khara. Por ahora la función del estudio es la de servir de plataforma para terminar las Rebuild y buscar otros proyectos, pero habrá que darle tiempo para ver como termina esta aventura independiente del afamado director.


10) Hideaki Anno se veía como posible sucesor de Hayao Miyazaki


Una de las muchas cosas que sucedió en el 2013 fue la nominación al Oscar de The Wind Rises, película del Studio Ghibli que sólo se quedó en esto. Lo que pocos saben es que Hideaki Anno fue la voz de Hiro Jorikoshi, el protagonista de esa película, además de ser el autor también produjo una película corta relacionada al Dios Gigante de Nausicaä, Todo esto hacía pensar que indirectamente Hayao Miyazaki estaba pasando la estafeta a su sucesor. Pero esto quedó en el aire cuando la siguiente película del afamado estudio Kaguya-hime no Monogatari se derrumbó en taquilla, proclamando el retiro del afamado director y el "cierre del estudio" (aunque creo que otras cosas morirán primero que ellos). Así que aunque todo dice que "qué lástima" habría que esperar.

¿Y además está casado?


Bueno, antes de que digan algo, Hideaki Anno está casado con una afamada mangaka, Moyoko Anno, gracias a la cual ha aparecido en numerosos mangas. Eso resulta irónico, para una persona que inició su carrera parodiando a los otakus del género manga. Sabemos que la vida no nos reserva lo que queremos, pero estoy seguro que resulta irónico que las cosas se hayan dado de esta forma, porque el futuro se perturbador.


Conclusiones de un "one-hit wonder"...

En este aniversario, si nos ponemos a recapitular sobre la vida y obra de este afamado director, diríamos que al igual que los Hermanos Wachowsky, esta se queda corta. Ambos tuvieron problemas durante la primera parte de su carrera (el guión de Assassins no es lo mejor que ha producido al igual que Nadia: The Secret of Blue Water); para conseguir el éxito sin esperarlo (The Matrix y Evangelion) y luego dejarlo ir con una serie de proyectos que no han tenido el mismo suceso. A pesar de que el peso del trabajo de este director es más profundo (en Japón) que el fracaso que han enfrentado los hermanos recientemente, diríamos que en 55 años todavía tiene mucho que dar. Esperemos con paciencia que otro proyecto que nos cautive, antes de que la muerte lo alcance y en su epitafio se escriba "Aquí yace Hideaki Anno, el Psycopastor del Evangelion. Amado y odiado por todos, recordado sólo por su ÚNICA obra".

Hideaki Anno visto desde el punto de vista de su esposa Moyoko; del manga Insufficient Direction.
Hideaki Anno visto desde el punto de vista de su esposa Moyoko; del manga Insufficient Direction.

viernes, septiembre 19, 2014

viernes, septiembre 19, 2014

¡Guadaña sobre Hollywood! Los directores son prescindibles.

Hollywood. La tumba de sueños (y de los directores)

Ser un director de Hollywood es uno de los trabajos más inestables que existen el mundo. ¿Por qué? Porque el público es realmente volátil. Hace más de treinta años, cuando Kevin Costner produjo Waterworld todo el mundo se escandalizó porque fue una producción que superó los cien millones de dolares (172 millones contando publicidad). A pesar de que fue un fracaso (que ha recuperado la inversión con el tiempo); en la actualidad, una película como Edge of Tomorrow de Tom Cruise costó casi exactamente lo mismo (178 millones de dolares), tuvo el mismo nivel de fracaso y aún así es considerada una inversión menor que tal vez no marqué a este actor de medio siglo. No importa cuanto se invierta en una obra, si no recupera en taquillas, ventas de DVD y transmisión en cable; los productores, los que hicieron la inversión inicial, levantaran los dedos para señalar al culpable.

Cuando la imaginación de Hollywood falla, lo único que debe hacer el equipo creativo es cruzar el Océano. Edge of Tomorrow a la derecha con la novela ligera que sirvió de insipiración, All You Need is Kill.

Estos son de muchas clases y variedades. La mayor parte de las veces el golpe se lo llevan los actores (pueden dar fiel testimonio de esto Taylor Kistch, Ryan Reynolds y Gabriel Macht cuyos bellos rostros descansen en paz debido a sus monumentales fracasos). Pero cuando la flecha del fracaso señala al director se deben encender todas las alertas. Un fracaso puede tumbar una carrera, convertir a un realizador hábil en un trotamundos y robarle la oportunidad de figurar en el mercado. A continuación voy a enumerar una serie de directores que se encuentran en el ojo del huracán. Exitosos por mérito propio, ellos sucumbieron ante la presión y ahora son una sombra de lo que solían ser. Algunos de ellos prometen recuperarse, pero ningún inversor en sus cinco sentidos pondría un centavo en cualquier proyecto que tengan sin una garantía. Y algo que es seguro de Hollywood es que no hay garantías. Dicho esto, comenzamos.

Jon Favreau. Los Cowboys y los Aliens no coexisten.

Jon Favreau es un actor que representa siempre el papel del hombre normal. Alto, algo pasado de peso, simpático y de un gran carisma; esto se ha visto reflejado en sus múltiples representaciones secundarias a lo largo de su vida. Quien hubiera imaginado que detrás de este "cualquiera" se escondía el hombre que crearía de la nada la franquicia más exitosa de la historia del cine, el Universo de Marvel Studios en el cine. El inicio todo con Iron Man, él es el productor de mayoría de las películas de esta franquicia y su control se siente en todas las producciones que han salido hasta ahora. Pero en el 2009 Disney compró Marvel (escupo en ti ratón del  infierno). Así que de tener el completo control creativo, Jon se encontró fuera de todo lo que estaba formando. Debido a la perdida, la Paramount y la Universal lo animaron a realizar un proyecto personal que tenía estancado, quien sabe, tal vez resulte. Pero no lo hizo.


Cowboys vrs. Aliens fue un fracaso mayúsculo. Daniel Craig (el sexto James Bond) y Harrison Ford (adaptándose a sus roles secundarios) no se vieron afectados por la debacle; pero Jon Favreu sintió el golpe seco en todo su ser. Desde ese fatídico momento ha bajado la guardia y se ha dedicado a la producción; dirigiendo solo producciones pequeñas para no perder la maña. Esperemos que El Libro de la Jungla pueda reconstruir su maltratatada carrera, pero no debería preocuparnos tanto. Todavía es joven y no se ha metido en tantos problemas (aún).

Mel Gibson, o el Loco Max, ¿O qué, acaso eres judía/o?

En el 2004, Mel Gibson, un alcohólico y devoto católico mariano ortodoxo, toco el cielo. Claro, eso le costó una deshidratación severa y un cuadro de perdida de peso al actor Jim Caviezel, pero que importa. Todo artista devoto daría medio brazo derecho por interpretar a Jesucristo. Pero si uno ve la película como espectador y no como fanático uno puede notar el lenguaje de Mel, lo que quiere decir. Cada latigazo que le metían a su Cristo en su Pasión, cada patada que los pobladores de Jerusalem le metían a su Cristo en su Pasión era un símbolo. Hablaban claramente de su compromiso mariano, su devoción a Dios y su odio irracional hacia los judios.

Cálmate Mel. Cómete un Snickers.

Por supuesto que él lo negó todo. Pero el problema es que en Hollywood los mandamases de todas las compañías son judios. ¡Ooops! Bueno, el éxito sin precedentes de la sesión de BDSM de Jesús en La Pasión de Cristo convenció a los productores judios de darle la oportunidad con Apocalypto. Pero cuando iban a estrenarla al Loco Max (digo Mel) se le ocurrió dar un paseíto por Los Ángeles después de unas cuantas copitas. Un atento oficial lo llevo a la comisaria, donde entre los humos del alcohol proclamó su odio anti-semita e hizo la pregunta fatídica. ¿Eres judía/o?

Apocalipto no fue un fracaso, pero no fue el éxito esperado. Sin embargo, todos los productores de Hollywood marcaron a Mel para siempre. Nadie se burla de ellos, así ha quedado claro en los últimos ocho años en que Mel no ha tenido una oportunidad descente para volver a figurar. A diferencia de Jon Favreau el tiempo ya pasó para él. Mejor suerte en la próxima vida, Loco Max (perdón, él va a ir al cielo de los alcohólicos y golpeadores de mujeres).

Renny Harlin. Nadie tiene la llave del éxito.

Cuando John McTiernan no estuvo disponible para Die Hard 2, los productores comenzaron a buscar desesperadamente quien podría sustituirlo. Lo encontraron (si se puede decir de esa forma) en un director fines de películas de presupuesto mediano (ninguna de acción). En compañía de la opera "Finlandia" John McCain (Bruce Willis) destruyó el aeropuerto de Washington, tres aviones y cuatro edificios; derrotó a los malos, se reunió con su esposa y todo terminó como siempre. A todos les gustó, los 240 millones de dolares hablaron al final. A partir de ahí todos lo catalogaron como director de acción (incluyéndose a si mismo).


Luego de casarse con Gina Davis, su forma de proclamar su amor imperecedero fue con una película. Casi una década antes de Piratas del Caribe, Cuttroat Island fue la respuesta de alto presupuesto para reavivar el género que ya llevaba tiempo una muerte bien lenta. ¡Sigh! Cuesta decirlo, pero recuerdo que cuando fui a verla padecí un caso horrible de diarrea que me hizo salir dos veces del cine. Cuando la vi completa en cable me di cuenta de que no me había perdido de nada. Desde entonces Gina Davis dejó de ser una actriz clase A, Carolco (la productora) quebró y nuestro amigo Renny ahora hace películas para la WWF. Pero eso no es lo peor que le puede pasar a un director (aunque la Leyenda de Hércules puede ser su último clavo en la tumba).

M. Night Shamalan. La tenue línea entre lo sublime y lo ridículo.

Volvemos a Bruce Willis. Después de unos cuantos problemas de apuestas, el fortachón actor vendió su alma a Disney por diez películas. Él no podía saberlo, pero la extraña petición de un director desconocido lo volvería inmortal. El Sexto Sentido fue una obra de arte, con una de las más reconocidas actuaciones de Bruce y la peculiar dirección de este director hindú que saltó a la fama. Su forma peculiar de ver la vida, su espiritualidad y su punto de vista sobre los misterios que obsesionan al hombre llevaron al público al cine. Pero lo que pareció un punto de vista excéntrico y peculiar resultó ser que en verdad no sabía como darle el giro a la trama para llegar al clímax.

Lo peor de esta película es que fue filmada en Costa Rica. La gente del ICT creía que iba a ser el punto de partida de una venida masiva de Hollywood. Ahora Costa Rica es asociada con esto.

La estela del fracaso comenzó con la primera película infantil que hizo, The Last Airbender. La adaptación de Avatar: La Leyenda de Aang; esta no tuvo el control de sus productores en televisión y resultó en un desastroso desperdició de efectos especiales, ángulos de cámara y un reparto mal preparado. ¿Pero como podría empeorar? Bueno, si tu amigo Will Smith te llama para poner dinero de su cuenta para preparar una opera espacial y te da la oportunidad de dirigirla con su hijo de protagonista, no deberías fallar, ¿verdad? After Earth resultó ser un fracaso en taquilla, en crítica y en opinión; desacelero la carrera de Will, paró en seco la de su hijo Jaden (a menos que saquen otro Karate Kid) y relegó al otrora exitoso director al anonimato de las seis cifras.

Wolfgang Petersen, en línea con el desastre.

Hace mucho tiempo un director hizo una serie para televisión, una de submarinos. Innovadora, cruda, reveladora y de gran poder, U-Boat fue la plataforma que llevó a este director alemán a Hollywood; donde hizo cintas inolvidables como La Historia sin Fin, La Tormenta Perfecta (que rehabilitó la carrera de George Clooney y lanzó la de Mark Walhberg) y Troya (que sirvió como plataforma estelar para una de las pocas modelos que ha podido dar el paso a actriz, Diane Kruger).

Entonces, por algún avatar del destino, decidió hacer el remake de Poseidón. La epopeya máxima de las películas de desastres, la historia del barquito crucero que se da vuelta y de los pocos pasajeros que deciden escapar al ahogamiento. Basada en el libro La Aventura del Poseídon, con una película clásica de los años 70, la adaptación fue un fracaso en taquilla y vilipendeada por la crítica. De esta película nadie salio ileso, todos los actores y el director han pasado al casillero del olvido (¿Por qué tuviste que hacerlo Emmy Rossum? ¿Por qué actuaste aquí? ¿Por qué actuaste de Bulma?).

Dicen las malas lenguas que él desea hacer la adaptación de Paprika. Pero el mismo Satoshi Kon tardó más de una década en hacerla. Con la competencia de Cristopher Nolan con Inception y más de 8 años sin sacar una película, podemos decir que será una carrera cuesta arriba para el veterano director de 73 años.

Roland Emmerich, no hay que componer lo que no está roto.

Cuantas películas he visto de actores que se hacen pasar por presidentes. Bill Clinton odio Deep Impact (por representar al presidente como negro y pusilánime durante lluvia de asteroides), pero amo Air Force One (Harrison Ford es un actorazo, es más o menos de su edad y hacía de heroe). Para el 2013, dos películas muy parecidas de productoras rivales trataron de ganar la atención del público con respecto a la Casa Blanca, Olympus Has Fallen y White House Down. Ambas producciones representaban la toma de la de este símbolo, héroes improbables y un presidente negro. En este caso, si Antoine Fuqua en marzo pudo recoger 176 millones, que podríamos hacer con el gran Roland Emmerich y su grandielocuencia.

El presidente de los Estados Unidos ha enfrentado terroristas en su avión, meteoritos, una helada, una inundación catastrófica. Para que ahora use lanzacohetes. ¡Ha!
Una constante de Roland Emmerich es su grandielocuencia. Abiertamente gay, exhuberante y majestuoso; todas sus producciones son ambiciosas y sirven para marcar el punto de que EXISTE. Independence Day, The Patriot, The Day After Tomorrow y 2012 fueron exitos sin precedentes en el cine, con enormes avances en efectos especiales que fueron llevados a fronteras que no habían sido estimadas antes. Todo lo que hace debe ser grande y majestuoso, así como esta peliculita de la Casa Blanca. Pero lamentablemente, el público le dio la espalda, la crítica le dio la espalda y fracasó espectacularmente en taquilla. Por eso mejor Roland, quédate reuniendo el presupuesto para la segunda parte de Independence Day. Y puedes hablarte con Will, que después de After Earth se debió haber quedado sin platita.

Andrew Stanton. Si animar es lo tuyo, ¿porque hacer un blockbuster?

Este nombre no lo reconocen, pero este es el director de la película de Pixar más taquillera de todos los tiempos, Buscando a Nemo. Como uno de los cerebros creativos de este estudio de animación, Andrew Stanton fue la cabeza detrás de películas inolvidables (Buscando a Nemo, WALL-E, A Bug's Life) así como su participación como productor en el resto de las historias. Pero llegó Disney (de nuevo) y compró su participación en Pixar. En la lucha por conservar el corazón de Pixar, John Lasseter entregó a Brad Bird y a Andrew Stanton a la máquina de Hollywood, porque parecía no poder hacer nada más con ellos. Brad Bird tuvo éxito con la cuarta entrega de Mission Imposible, pero el pobre Andrew...


La película de John Carter no fue mala. Una adaptación más o menos fiel de la Princesa de Marte de Edgar Rice Burroughs, con una representación más o menos integral de Taylor Kistch (cough, cough) y un sólido reparto (aunque no conocido) parecía una receta para el éxito. Es más, sus 250 millones de dolares en taquilla haría aullar a otras producciones. Pero el problema fue que Disney invirtió 250 millones en hacerla. Tomando en cuenta de que la mitad de los ingresos de taquilla se quedan en el cine, Disney perdió 200 millones de dolares en esta apuesta (Ooops!). Así que Andrew volvió a lo que sabe mejor hacer, animar. Esperemos que Buscando a Dory lo rescate del olvido donde quedó la mayoría del elenco de esta película.

Michael Cimino. De la fama al olvido en un paso.

Esto ocurrió en la prehistoria. Yo tenía seis años, la mayoría de ustedes ni siquiera había pasado por la mente de sus padres. Pero luego de Jaws y Star Wars parecía que la época lejana de von Stroheim (donde el director tenía el control sin discutir) había vuelto. Directores jóvenes, atrevidos, con ideas innovadoras y un gran valor hacían películas y producían éxito tras éxito. Uno de ellos era Michael Cimino, que se llevó los Oscares de 1979 con The Deer Hunter. Por supuesto, los grandes de Hollywood vieron dinero detrás del director, así que le entregaron un proyecto sobre la Guerra del Condado Johnson confiaron. Él los haría ganar dinero y la crítica.


Heaven's Gate fue un fracaso; tanto de taquilla, de crítica y de relaciones públicas. Excedida en el presupuesto, mutilada en la mesa de edición hasta hacerla de un tamaño "manejable" y caracterizada por dinamitar caballos (con sus respectivos problemas con la PETA), la película se trajo abajo la reputación del director hasta tal punto que no ha podido ni ha tenido la oportunidad de volver a destacar. Tanto que no ha vuelto a dirigir desde 1996. 18 años sin trabajar en la profesión son muchos años.

Gore Verbinski. Cuando 260 millones no bastan para cubrir un fracaso.

En el 2003 dos proyectos compitieron por revivir dos géneros basados en literatura y muy amados por Hollywood. Mi favorito en ese tiempo era La Liga de Caballeros Extraordinarios (la última película de Sean Connery), pero al verla solo pude preguntarme en que diablos estaban pensando al adaptar esta obra de Alan Moore (que con toda justificación la odio). Por la que no daba nada era por Piratas del Caribe, pero aún así la fui a ver por Keira Knightley (en ese tiempo en que no tenía problemas alimenticios ni parecía un zombie andando). Pero por supuesto, Johnny Deep de Jack Sparrow, una historia inteligente y entretenida terminó por ganarme como expectador (tanto que he visto sus continuaciones). La receta del éxito se debe a este director polifacético.


Después del éxito de Rango parecía que no había nada que no pudiera hacer este director. Así que Disney (de nuevo) lo tomó en cuenta para resucitar el moribundo género de vaqueros. ¿Cómo? Con la serie que representa la quintaesencia del cowboy, El Llanero Solitario. Lamentablemente desde la controversia con Clayton Moore el vigilante de Texas ha estado maldito en el cine. Gore se encontró con un presupuesto ilimitado e hizo uso de él de formas en que escandalizaría a cualquiera. Lamentablemente, ni Johnny Deep (en un protagónico "secundario" de Tonto/Toro/Jack Sparrow) pudo salvar la debacle. Con una crítica horrenda y una taquilla sólida (pero que se consumió su presupuesto de 250 millones), hizo que Disney perdiera dos puntos en la bolsa. Por dicha le había hecho a George Lucas "una oferta que no pudo rechazar". De esta forma, mientras este capítulo se entierra bajo la alfombra vemos como el ratón mojigato extiende sus tentáculos por Star Wars. ¡Soob!

Robert Rodriguez. 9 años es demasiado.

La pareja terrible del cine está compuesta por Robert Rodriguez y Quentin Tarantino. Este matrimonio hecho en el infierno, en los arrabales del bajo presupeusto de Hollywood ha supuesto la contribución de dos directores de contracultura que se han transformado en los que han hecho más con menos. Ingeniosos, brutales, controversiales y siempre en la boca de todos; su trabajo siempre ha causado temor pero respeto por el resultado final de sus obras. Bueno, casi siempre. Por eso, cuando Robert Rodriguez le entregó el reconocimiento de dirección a Frank Miller por el desaire de Robocop en los 90, renuncio a la DGA. Eso poco le importó a este chicano, que con Sin City produjo una obra revolucionaria desde el punto de vista estético y artístico.

Ava Lord y Wallenquist, la Bella y Qué Diablos es Eso. De Sin City: A Dame to Kill For.
Todos esperamos la segunda parte, y esperamos, y esperamos. Con ideas fijas en su cabeza, Robert esperó los embarazos de Angelina Jolie, rotó entre proyectos, hizo tonto por un rato. Mientras tanto otros directores imitaban con mucho éxito su estilo. Zack Snyder con 300 y Watchmen son los mejores ejemplos de la continuidad de este proyecto, The Spirit fue algo menos conocido y por supuesto la serie Spartacus (donde la pantalla verde se nota a leguas) volvieron común al público esta estética. Así que cuando Sin City: A Dame to Kill For sale en 2014, ¿quién va a ver más de lo mismo? Este fracaso puede ser la tumba definitiva para Robert Rodriguez, especialmente porque no ha conseguido hacer nada en taquilla ni en la crítica, además de que Troublemaker Studios (su estudio) puso su cuota de participación en este desastre. Esto puede acarreare problemas económicos serios a este director, que tanto nos ha dado por tan poco.

Bueno, con esto termino el recuento de como se puede arruinar una carrera en Hollywood. Pero por supuesto, me hacen falta vícitmas de la lista. Ustedes quienes opinan que podrían venir en esta lista. Quedo abierto a sugerencias. Porque lo único que se ocupa para caer de la cima es fallar. Por esto todos los directores hacen lo que pueden por conseguir estar arriba.