¿Qué hace que un Cómic valga mucho Dinero?

Seguramente en algún momento has escuchado de personas que ganan mucho dinero invirtiendo en la compra de ejemplares de cómics antiguos, y te habrá dado curiosidad saber cómo se evalúa la importancia de este cómic para que llegue a costar millones de dólares. Aquí hablaré de esto para que conozcas un poco más de este apasionante método para ganar dinero con tus cómics.

¿Qué hace que un cómic tenga valor monetario para un inversionista?


En un artículo anterior les comentaba que para un aficionado al cómic que ha pasado cierta edad de la vida adulta, su pasión se puede convertir en un negocio muy lucrativo, aprendiendo a invertir en publicaciones que a largo plazo, se puedan convertir en piezas de colección. Mientras en ese artículo hablábamos de los aspectos generales del negocio, hoy quiero hablar de cómo determinar si un cómic se puede evaluar comercialmente o no.

Algunos criterios clave que hacen valioso a un cómic.


La primera y más útil clave para determinar si ese cómic en tu armario o almacén es raro y si potencialmente valdría mucho dinero, es si ese cómic era una impresión regular o de edición limitada. Muchos cómics se han impreso en cantidades limitadas y algunos (como las cartas coleccionables), también podrán tener un número (ie.- 5 sobre 500) en algún lugar de ellos. Entre menor sea la cantidad que se imprimieron del cómic entonces significa que hay aún menos ejemplares en perfecto estado hoy. Por supuesto, si usted tiene una copia prístina de un cómic que tenía una tirada de 100.000 ejemplares, su valor es mucho menor que poseer una copia inmaculada de un cómic donde sólo se hicieron unos pocos cientos.

En segundo lugar la demanda actual del mercado dicta la rareza en términos de valor en dólares de un cómic. Claro que si usted posee algún comic llamado "Las aventuras de Piggy Oink Oink" y es propietario de una de dos restantes copias de un tiraje de 10.000 de impresiones, el cómic es definitivaente "raro". Pero a menos que exista alguna demanda del mercado o una fascinación de culto subterráneo con dicho comic, su valor no será tan grande como ser dueño de 1 100 copias restantes de, digamos, el primer cómic de Superman jamás impreso.

El cómic de la primera aparición de Superman se vendió en 3.2 millones de dólares.
 
La condición del cómic es también crucial. Los coleccionistas se permiten pagar mucho dinero por un comic raro, solo porque están invirtiendo potencialmente una gran suma de dinero en la copia que desea comprar para obtener un ítem único; o al menos que este sea el mejor de los mejores posibles. Dicho más claramente, cualquier tipo de pliegues, arrugas, dobleces, manchas o marcas en el cómic pueden reducir en gran medida su valor monetario. Si un cobrador tenía que elegir entre tu cómic que fue el segundo de 500 impresos, pero está dañado y, en cambio, el décimo de 500 se encuentra en perfecto estado; elegirían este último, ya que en el largo plazo este va a permanecer en mejores condiciones, que tu copia.

También un cómic exclusivo a menudo se convertirá en una pieza rara de colección. Tal como mi 
ficticio ejemplo 'Piggy Oink Oink ", si este era de hecho un raro cómic y sólo quedaron unos pocos, puede llegar a ser valioso si el mercado dicta que esta singularidad tiene valor. Los cómics que contengan erratas pueden ser raros y, sobre todo, si el error se detecta a tiempo en la impresión. Y, por supuesto, los cómics que contienen el autógrafo de un artista a ser muy valiosos si hay una demanda del mercado del trabajo de ese artista


Tantas condiciones contribuyen a hacer un cómic raro y valioso; ve y mira a través de tu colección actual y a ver lo que descubres. Muchas veces usted puede encontrar cómics 'raros' mientras en la  sección de revistas de Linio; u otros ecommerce.  De esta forma, así sabras que si tienes el mismo ejemplar podrás calibrar más o menos la rareza y el valor financiero de la que usted ha guardado. Hoy día la interconexión mundial que permite el internet ha creado un gran mercado para la venta online de comic tanto para quien desea invertir y crear su propia tienda como para el aficionado que colecciona cómics como inversión y por ello cada vez más se incrementan los espacios para comprar y vender cómics en la web.


 Para saber más sobre ganar dinero con tus cómics:

Disfruta la Aventura de Invertir en Cómics.

Como última recomendación, sólo recuerde mantener todos sus cómics en excelentes condiciones y asegúrese de que éstos se almacenan en un lugar fresco y seco. Si usted tiene cómics sellados en su embalaje original, no los abra. Nunca se sabe cuál de sus cómics se convertirán en la próxima gran pieza de colección codiciada por los inversionistas.

Leer cómics es fantástico, coleccionarlos aún más. Pero cuando sumas ambos factores, pasión y emoción, se suman a la incertidumbre de explorar y la sensación de investigar y "cazar" los cómics en lugares insospechados como en las típicas librerías de "compra y venta" de libros, o en sitios de internet y al final, ganar dinero con lo que te apasiona... ¡la emoción se maximiza!

Pronto volveré con más consejos para ganar dinero con tus cómics, de momento les agradezco sus comentarios y sugerencias en los comentarios.
Compartir:
ESCRITO POR Bimago del Neoverso

Bimago es un diseñador gráfico de vocación, estudioso de los aspectos literarios y artísticos del noveno arte en sus diferentes expresiones. Amante del arte y la ciencia, puedes seguirlo en Twitter , contactarlo en Facebook y en Google Plus o leer sobre otros temas en su otro blog que publica cuando no esta administrando al Neoverso.

1 comment:

  1. Esta muy bueno el post, últimamente estoy siguiendo bastante el blog. Sigan así!
    Me interesaría que hagan alguno explicando como conservar y cuidar los comics. Saludos

    ReplyDelete

Si tienes una opinión al respecto, este es el lugar para expresarla.

Recibe nuestras actualizaciones en tu e-mail

Labels

Blog Archive

Articulo Destacado

[Top] Lo mejor de octubre del 2016

Se que ustedes las conocen, cochinillos. No se hagan los inocentes. A diferencia de otros octubres, este mes no fue sólo de sustos ni...