[Gamer] Top 5 romances entre Link y Zelda

En este día el amor está en el aire y aparte estamos celebrando los 30 años de The Legend of Zelda, así que ¿por qué no juntar ambas? Todos los que hemos terminado algún juego nos hemos hecho la idea de que al final Zelda y Link terminen enamorados. Pero si vemos más a fondo sus interacciones durante la historia, no parece que su relación vaya a tener futuro. Por lo menos, esto no ocurre en todas las ocasiones, por eso les traigo un top de las mejores relaciones que han tenido esta pareja tan querida de los videojuegos.

Aclaraciones:

  • Sé que Link y Zelda siguen el estereotipo de que el héroe se queda con la princesa al final de la aventura pero, quieran o no, una relación es más que eso, no podemos simplemente decir que terminan juntos porque si.
  • No tomé en cuenta los spin-off por la sencilla razón de que no son juegos hechos enteramente por Nintendo, así que no esperen ver Hyrule Warriors. Del mismo modo, tampoco tomaré en cuenta los mangas de la serie, porque, al igual que los spin-off, no son oficiales.
  • Sé que al final de Zelda II: The Adventure of Link pareciera que ellos se besan pero en este top quiero profundizar en sus interacciones a través de la historia, cosa que no se puede en ese juego por limitaciones de la época o porque la historia no lo permitía, digo, Zelda estuvo dormida todo el juego, es hasta el final que la despiertas.
  • No estoy diciendo en ningún momento que los juegos mencionados sean mejores que otros, la interacción entre los protagonistas es solo uno de los muchos elementos que componen a cada uno. 
  • Van haber spoilers, si no has jugado alguno de los títulos mencionados, lee bajo tu propio riesgo.
Empecemos:

Puesto Número 5: Ocarina of Time



A pesar de ser considerado por mucho tiempo como el mejor videojuego de la historia es importante resaltar que Zelda apenas hace acto de presencia. Es cierto que estuvo contigo todo el tiempo como Sheik pero las únicas veces en que te dirigía la palabra era para darte una canción e irse, nada más. Cuando se descubre su identidad la secuestran instantáneamente, al rescatarla te manda directamente al pasado y al encontrarla de nuevo, se acaba el juego. A pesar de esto, lograron forjar un pequeño lazo entre ambos, el unirse para salvar el reino no es algo que deberíamos desechar tan fácilmente, porque se puede sentir la confianza que ambos se tienen. De todos modos, peor es nada o, mejor dicho, peor es Link Between Worlds y Twilight Princess.

Puesto Número 4: Minish Cap



Este lugar fue ganado con trampas, pues desde el principio te dicen que son amigos. Con esto la historia, sin mucho esfuerzo, ya nos da una idea de que llevan una buena relación desde hace un tiempo, sin tener que desarrollarla. Por suerte la cosa no termina ahí, también pasan un pequeño tiempo de caridad durante el festival, te regala un escudo, la salvas de un deku... luego la convierten en piedra y no vuelves a cruzar palabra con ella hasta el final. Como dije, Minish Cap se ganó este lugar con trampas, no voy a negar que la relación tiene mejores bases para llegar a ser una buena amistad o algo más, es simple pero funciona, porque te da razones para lanzarte a la aventura, ademas de derrotar al malo en turno.

Puesto Número 3: Wind Waker


Por esas miradas que enamoran

Aquí tenemos un caso similar al de Ocarina of Time, durante gran parte de la trama no sabemos que Tetra es Zelda (no dudo que varias personas lo hayan intuido), sin embargo, tenemos un desarrollo de relación bastante decente. El primer encuentro con ella fue salvarla de varios monstruos, para que luego te ayudara a rescatar a tu hermana, posteriormente de un encuentro rápido con Ganondorf, la llevas al reino perdido de Hyrule donde descubren que lleva la sangre de la familia real, cuando ocurre su inevitable secuestro yo son las partes finales del juego y en la última batalla ella te ayuda disparando flechas de luz. La relación inicia bien, incluso una parte a resaltar es donde se disculpa por haber provocado todo lo que pasó, esta llega a sentirse bien porque de verdad parece que han llegado a tener un afecto entre ellos. Incluso podemos ver un poco más en Phantom Hourglass pero su tiempo juntos es escaso, por no decir inexistente. A fin de cuentas podemos decir que se hizo un buen trabajo para este juego, debemos admitir que un Tetra y Link no suena tan descabellado.

Puesto Número 2: Skyward Sword



Puede que el juego no me terminara de gustar pero no puedo negar que la afinidad de Link y Zelda es buena. En primer lugar, este es el juego más cinematográfico de toda la franquicia, es cierto que la secuestran al inicio, haciendo que tu principal objetivo sea encontrarla, pero luego empezaron a desarrollar la historia de tal forma que todo es más grande de lo que parecía. Su secuestro inicial es pasajero porque a lo largo del juego te la encontraras en varias ocasiones, y en estos momentos se puede apreciar la relación que tienen por ser amigos de la infancia. El ejemplo perfecto es cuando ella va a caer en un sueño indefinido hasta que hayas cumplido tu cometido, te dice que ella siempre te ha despertado pero ahora serás tú quien la despierte, no voy a negar que esa escena me puso bastante emotivo. Este momento junto con el final hacen que se gane el segundo puesto a pulso.  Si este juego no llegó a la cima es porque fue superado en este tema desde antes de salir.

Puesto Número 1: Spirit Tracks



Para quienes lo hayan jugado se podrán dar una idea del por qué pero nunca esta de más explicarlo. En primer lugar, debido a los acontecimientos de la trama pasaremos toda la aventura junto a la princesa (o al menos con su fantasma), este fue el principal atractivo con el que se distinguió de los otros títulos (aparte de poder viajar en tren). Durante todo el viaje estaremos en compañía de ella, a veces ayudándonos y otras veces como compañera para hablar, lo que nos importa es el segundo.

Aunque al principio apenas la conociste, con el paso del tiempo su relación se va desarrollando mientras hablan, no solo de cosas arbitrarias acerca de los lugares que visitas, sino también te cuenta cosas sobre ella, como dónde pasaba sus vacaciones; así es como en realidad se forma una amistad, conversando. La cosa no se detiene ahí, durante las charlas tienes la posibilidad de responderle de diferentes maneras, no afectan a la historia en lo más mínimo pero sirven para sentirte más identificado con el personaje y, por ende, tener una mejor afinidad con Zelda porque sus diálogos cambian de acuerdo a lo que contestes (admito haberlo pasado varias veces por querer saber que me respondería), este sistema también se usó en Skyward Sword (y espero se siga usando), aunque aquí se siente mucho mejor. La parte final cuando ambos se toman de las manos, te pone emotivo porque de verdad sientes un lazo entre ellos que se fue formando durante toda la aventura. Esta es sin dudas la mejor relación que Link y Zelda han tenido en sus 30 años. Para la gente que defiende la pareja, este debería ser el principal juego del cual hablar sobre eso.


Con esto terminamos, por más que Link este en la friendzone no podemos evitar pensar que su destino es al lado de Zelda (el primer puesto nos lo deja claro), por eso y más, seguiremos con la expectativa de que en alguna ocasión su enamoramiento sea oficial (aunque es muy probable que eso nunca llegue). Solo me queda preguntar:

¿Cuál es su pareja favorita?

También pueden leer el artículo principal sobre el 30 aniversario de Zelda dando en la imagen

Un pequeño tributo para una gran saga 

Compartir:
ESCRITO POR Enrique Mozqueda

Enrique Mozqueda se identica como un amante de las buenas historias de cualquier medio. Esta en Neoverso para enfocarse en la sección de videojuegos pero eso no le impide aportar también en las otras áreas. Nos escribe desde México, y puedes leer más de sus artículos aquí; , y contactarlo en su cuenta de Facebook.

Recibe nuestras actualizaciones en tu e-mail

Labels

Blog Archive

Articulo Destacado

[Top] Lo mejor de octubre del 2016

Se que ustedes las conocen, cochinillos. No se hagan los inocentes. A diferencia de otros octubres, este mes no fue sólo de sustos ni...